Entre los diferentes suplementos que existen en el mercado con fines ergogénicos (mejora del rendimiento deportivo) están los precursores del óxido nítrico (ON), un radical libre en estado de gas que está envuelto en muchas funciones biológicas (vasodilatación, respiración mitocondrial, homeostasis del calcio y la glucosa e incluso en la fatiga.

La síntesis endógena de ON se puede llevar a cabo mediante dos vías, una dependiente de la enzima ON-sintasa y otra más rencientemente descubierta que es la del Nitratro-nitritio-oxido nítrico. Esta vía la desarrollaremos en la entrada  ¿por qué los deportistas toman zumo de remolacha?. Centrándonos en la vía clásica sabemos que la ON-sintasa cataliza la oxidación de la L-arginina produciendo óxido nítrico y citrulina. Esta citrulina puede ser reciclada de nuevo a L-arginina para la posterior formación  de ON. La pregunta ahora sería si realmente suplementar con arginina o citrulina tendría un efecto significativo sobre la producción de ON y en el rendimiento del deportista.

La arginina es un aminoácido condicionalmente esencial que lo podemos encontrar en especialmente en algunos alimentos como carne, huevos o pescado. Aunque ha sido observado que tras la suplementación de arginina existe un aumento de su concentración sistémica, la mayoría de los estudios no han encontrado aumentos en los biomarcadores de ON. Diferentes estudios no han mostrado efectos ergogénicos con la suplementación con diferentes formas de argininam, ni en tomas agudas ni crónica, ni en deportes de resistencia ni deportes intermitentes de alta intensidad.

«Aunque el uso de formas diferentes de arginina en los estudios pueden explicar sus discrepancias en cuanto a la eficacia, el grueso de la evidencia existente sugiere que la L-arginina no representa una ayudar ergogénica nutricional eficaz en deportes de resistencia, intermitentes de alta intensidad o de fuerza»

La razón parece estar en su biodisponibilidad. Se estima que gran parte de la arginina que se ingiere por vía oral es catabolizada por enzimas (arginasas) y bacterias en el intestino. Posterior a ello, la arginina circulante sistémica es metabolizada en el hígado. Además, la acumulación de arginina en los tejidos se ve dificultada por la competición por el transportador (hCAT-2b) con las metilarginasas. En definitiva se estima que solo un 1% de la L-arginina que tomas es utilizada como sustrato de NOS, de forma que «save your money».

En cuanto a la citrulina recientemente también está siendo evaluada en sus efectos para la producción de ON observándose que su ingesta puede aumentar los biomarcadores de ON y el rendimiento.  La citrulina está presente en diferentes alimentos como la sandia, siendo esta una fuente particularmente rica.  En contra a la arginina, parece que la citrulina no es catabolizada por arginasas ni bacterias en el intestino; además la actividad de la enzima que inicia el metabolismo de la citrulina (arginosuccinato sintasa) en baja; igualmente la citrulina circulante no es metabolizada en el hígado sino que es utilizada por varios tejidos como el riñón, dando lugar a L-arginina a través de diferentes reacciones enzimáticas. Puede ser observado como tras la ingestión de citrulina (5-10g) y de forma dosis dependiente, existe un aumento de la concentración de L-arginina.  Por último, la citrulina no compite, al ser un aminoácido neutro, con los transportadores de metilarginasas sino que entra por otro transportador (transportador de aminoacidos neutros asociado a sodio). Todo ello hace que la biodisponibilidad de este aminoácido sea mayor que el de la arginina.

«La suplementación con citrulina es más eficaz en el aumento en la circulación y tejidos de L-arginina que la ingesta de una misma dosis de arginina, aumentando la activación de NOS y de los biomarcadores de ON, sin embargo sus efectos sobre el rendimiento son equívocos «

En cuanto a sus efectos ergogénicos, los estudios parecen mostrar que la suplementación aguda con L-citrulina puede tener un efecto pequeño en la mejora del rendimiento en deportes de fuerza o potencia mientras que la suplementación crónica podría tenerlo en deportes de resistencia, aunque aún  no está claro la medida en la que el ON media estos efectos.

En definitiva, si eres deportista de élite y buscas ganancias marginales, la citrulina quizás y solo quizás, algo podría ayudar.

Un saludo y  os espero en la siguiente entrada!